Saltar al contenido

Mataderos, la verdad duele

Última edición: 19 mayo, 2020 | Publicación: 18 mayo, 2020

Un matadero o camal es una instalación industrial estatal o privada en la que se sacrifican animales para su posterior procesado, almacenamiento y comercialización como carne u otras clases de productos de origen animal.

ADVERTENCIA: Los videos enlazados en este post pueden herir la sensibilidad de las personas. No recomendamos que los menores de edad y personas susceptibles visualizen la violencia que los mataderos ejercen sobre los animales.

APLA – La verdad sorprende

Los problemas derivados de contaminación por desechos se evitan a través de equipamientos y empresas externas. Desde la crisis por la enfermedad de las vacas locas, en Europa los desechos o subproductos de origen animal se dividen en tres importantes categorías para evitar que cualquiera de esos subproducto que no esté destinado al consumo humano entre en la cadena alimentaria.

Procedimientos

Al llegar al matadero los animales se alojan en corrales de espera durante uno o más días. Recibe la primera de una serie de inspecciones sanitarias a cargo de veterinarios acreditados por las autoridades gubernamentales.


Bienestar Animal
¿A qué se refieren cuando hablan de bienestar animal?


Antes del sacrificio se procede a aturdir al animal, con objeto de evitar sufrimiento. Dicho aturdimiento puede realizarse mediante un disparo al cráneo con una pistola de bala cautiva o con una descarga eléctrica, aunque esto puede variar dependiendo de cada especie. También se aturde con gas pequeños animales como gallinas. Tras el aturdimiento se procede a la exanguinación, para lo cual se cuelga al animal y se degüella antes de que se pase el efecto del aturdimiento. Posteriormente se lava con vapor y se retiran las vísceras y, salvo en el caso del cerdo, la piel.

No os preocupéis, os voy a vengar. El mundo va a saber lo que hacen con vosotros

Mauricio García Pereira

Una nueva inspección sanitaria determina su aptitud para el consumo humano, se trasladan los cadáveres a las cámaras de refrigeración, cuya temperatura se encuentra entre 0 °C y 5 °C, para minimizar la contaminación por microorganismos, donde debe permanecer por una noche. La carne está lista para la preparación final, antes de ser apta para el consumo. Se corta manualmente, se empaqueta, refrigera o congela y se almacena hasta su envío final.

Editorial Cultura Vegana
www.culturavegana.com

NOTAS BIBLIOGRÁFICAS

1- Vice.com, “Estrés postraumático y depresión: las secuelas de trabajar en un matadero“, Carlos Cascos, 3 de marzo de 2017.

2- L214 éthique et animaux, “Detrás de los muros del matadero de Limoges“, Video Youtube, 2 de noviembre de 2016.

3- Filming For Liberation, “Slaughter“, Proyecto de activismo audiovisual basado en investigaciones encubiertas.

4- FLA, “La maquinaria del holocausto animal“, Video Youtube, 18/05/2020.