Saltar al contenido

El auge de la cultura vegana

Publicación: 3 junio, 2021 |

A lo largo de los años, la alimentación vegana ha pasado de ser insípida a estar de moda y se ha convertido en algo habitual.

Los niños y niñas informadas eligen dieta vegana

Una señal en el tiempo ocurrió en 2016 cuando Tyson Foods, el procesador de carne más grande de EEUU, compró una participación del 5% del productor de proteínas de origen vegetal Beyond Meat. El producto más conocido de la compañía, Beyond Burger, está elaborado con extractos de remolacha y chisporrotea cuando se asa a la parrilla. La cultura vegana ya no está relacionada por asociaciones con locos hippies o políticas radicales, el veganismo ha ascendido al plano astral de la vida.

La estudiante de posgrado en sociología Nina Gheihman ha investigado los aspectos sociales de la propagación del veganismo. Al principio, el veganismo estuvo estrechamente ligado a la ideología del movimiento por los derechos de los animales, que inicialmente tenía una variedad de objetivos, como dejar de usar pieles y dejar de testar productos en animales. Una vez que los activistas cambiaron su enfoque hacia las condiciones agrícolas y la comida, el veganismo adoptó las características de lo que los estudiosos llaman un movimiento lifestyle. Con el tiempo, se ha asociado más estrechamente con preocupaciones ambientales generales y una mentalidad de salud, ligada a las nociones de perfeccionamiento del cuerpo. Es difícil encontrar cifras confiables sobre cuántas personas se identifican como veganas, pero un número creciente practica el veganismo de alguna manera: incorporando sustitutos de la carne y los lácteos en sus comidas, o restringiendo sus dietas en ciertos momentos del día o durante un período.

Los científicos sociales han estudiado el veganismo en su relación con el activismo por los derechos de los animales, pero ha habido menos investigación sobre los mecanismos y la estructura del actual movimiento del estilo de vida. Nina Gheihman está especialmente interesada en analizar figuras destacadas a quienes ha denominado provisionalmente defensores del estilo de vida, argumentando que han cambiado la naturaleza del activismo por el estilo de vida. Por lo general, provienen de campos que no suelen estar asociados con el activismo, especialmente el espíritu empresarial, y el trabajo cultural que hacen no está estrictamente definido por sus ocupaciones oficiales. Este trabajo ha expandido el veganismo más allá de su núcleo ideológico, permitiendo que participe una mayor variedad de personas, incluso si no ajustan todos los aspectos de sus vidas a todos sus principios.

Nina Gheihman

Nina Gheihman clasifica a estos actores en tres categorías. Algunos defensores del estilo de vida crean oportunidades para el consumo, por ejemplo, iniciando un servicio de suscripción a un kit de comida vegana, abriendo un restaurante o almacenando proteínas vegetales en sus tiendas de comestibles. Otro grupo trabaja en lo que ella llama producción de conocimiento, creando recursos educativos como películas, libros y publicaciones en blogs que la gente hace circular para compartir consejos y sugerencias culinarias, o para persuadir a otros de que cambien sus dietas. En tercer lugar, y el más abstracto, está el tipo de promoción involucrada en lo que ella llama producción de significado ó trabajo interpretativo. Estas cifras cambian las asociaciones culturales del veganismo: la esencia simbólica de lo que significa el veganismo, como dice Gheihman. Brady es un caso sorprendente: al prestar su nombre a una línea de kits de comida de la empresa vegana Purple Carrot, vincula el veganismo con la fisicalidad machista del fútbol profesional. Las «comidas de rendimiento TB12» afirman que ayudan a «los atletas y las personas activas a mantenerse en su punto máximo» y «maximizar su rendimiento en el campo de juego» por 78$ a la semana.

Nina Gheihman planea realizar investigaciones de campo y entrevistas para examinar la evolución del veganismo en otros dos contextos nacionales. El primero es Francia, «el lugar obvio para estudiar un movimiento por la alimentación, porque es fundamental para las nociones que tenemos sobre lo que hace que la comida sea buena o adecuada». La cocina del país puede parecer contraria al queso de anacardo o al escurrimiento de garbanzos, llamada aquafaba como sustituto de la clara de huevo, pero la estructura jerárquica de su cultura alimentaria podría allanar el camino para un cambio dramático. En los últimos años, los chefs de alta cocina, que atienden a una clientela internacional de alto nivel, han tenido que experimentar con menús y pastelería vegana. Un ejemplo reciente es la transición del Restaurante Eleven Madison Park como restaurante plant-based. Su influencia ha sido amplificada por una red de blogs de comida vegana y escritores de libros de cocina, incluso cuando otras instituciones se resisten a la propagación de este estilo de vida. Nina Gheihman señala que el Ministerio de Salud francés, advierte que seguir un régimen végétalien resultará en deficiencias nutricionales y riesgos para la salud a largo plazo, y los estándares nutricionales del gobierno para las cafeterías escolares exigen un producto lácteo con cada comida.

El segundo caso es Israel, donde según algunas estimaciones, casi el 5% de la población es vegana. Tel Aviv se ha ganado la reputación de ser una de las capitales veganas del mundo. La Fuerza de Defensa de Israel incluso ofrece menús sin animales en los comedores y botas y cascos sin cuero a los soldados veganos. Pero más allá de los números, Israel proporciona un interesante ejemplo de contraste, en parte porque el veganismo allí permanece firmemente arraigado en las preocupaciones por los derechos de los animales y se practica en todo el espectro político y religioso. También está interesada en cómo ha evolucionado el estilo de vida vegano dentro del contexto cultural de Israel, respaldado por el simbolismo nacional que rodea el uso de la tierra y el agua, e informado por las tradiciones agrícolas del país y la dieta mediterránea.

Mientras tanto, el propio estilo de vida vegano de Nina Gheihman va mucho más allá del radio de su plato de comida. Ha colaborado con el Council for Sustainability, la Harvard Vegan Society, la Ivy League Vegan Conference y la Boston Plant-Based Millennials, que organiza comidas compartidas mensuales.

Quién es Nina Gheihman

Nina Gheihman es autora, conferencista y experta en la industria de alimentos de origen vegetal. Actualmente tiene contrato con Bloomsbury USA para escribir un libro sobre el auge de las plantas y lo que este movimiento significa para nuestro futuro alimentario.

Nina Gheihman

Su libro es una continuación de su trabajo de tesis en la Universidad de Harvard, durante el cual realizó más de 150 entrevistas en EEUU, Europa y Medio Oriente.

Mientras escribía el libro, fue nombrada becaria postdoctoral en la Sustainable Food Initiative en la UC Haas School of Business de Berkeley y actuando como coordinadora para el simposio inaugural Plant Futures Symposium & Innovation Challenge Lab.

Su trabajo ha aparecido en medios de comunicación como Refinery29, The Telegraph, The Atlantic, Harvard Gazette, Harvard Magazine, Harvard’s Veritalk y en el Cambridge Forum. Posee un Certificado de Nutrición Plant-Based del Centro de Estudios de Nutrición T. Colin Campbell.

Editorial Cultura Vegana
www.culturavegana.com

NOTAS BIBLIOGRÁFICAS

1- ces.fas.harvard.edu, «Veganism from Extreme to Mainstream», Sarah Palmer, CES Communications, 24 de junio de 2020

2- news.harvard.edu, «The vegans are coming, and we might join them», Juan Siliezar, The Harvard Gazette, 3 de julio de 2019

3- news.harvard.edu, «Focus on the future of food», Deborah Blackwell, The Harvard Gazette, 27 de febrero de 2017

4- theatlantic.com, «A Sociologist Finds Vegans Are Too Open to Free Riders», Angela Lashbrook, The Atlantic, 30 de agosto de 2018

5- Web de Nina Gheihman

6- culturavegana.com, «Las 6 Tendencias de alimentos y bebidas de origen vegetal para 2021», Editorial Cultura Vegana, Última edición: 29 noviembre, 2020 | Publicación: 24 noviembre, 2020

7- sentientmedia.org, «Vegan Lifestyle: Why Veganism Is More Than a Diet», Grant Lingel, Sentient Media, 21 de noviembre de 2018


Comparte este post sobre Cultura Vegana en redes sociales

Valora este contenido...

(Votos: 1 Promedio: 5)

...y compártelo