Saltar al contenido

La dieta plant-based es más nutritiva y tiene menor impacto ambiental

Última edición: 17 enero, 2021 | Publicación: 10 enero, 2021 |

Walter C Willett es profesor de epidemiología y nutrición en la Escuela de Salud Pública TH Chan de la Universidad de Harvard y profesor de medicina en la Escuela de Medicina de Harvard.

Copresidente de la reconocida Comisión EAT-Lancet, el eminente académico habló con Srijana Mitra Das en Times Evoke sobre por qué adoptar una dieta plant-based es tan importante para nuestra propia salud y la sostenibilidad de nuestro planeta:

¿Por qué el estudio EAT-Lancet sostiene que el consumo de carne es profundamente perjudicial para el planeta?
Con la población mundial encaminándose hacia los diez mil millones para 2050, el consumo actual de carne -y las tendencias globales hacia ingestas aún mayores- significa destruir bosques para pastos y aumentar la producción industrial de granos para alimentar a los animales. Esto está generando mayores emisiones de gases de efecto invernadero, contaminación por fertilizantes y extinción de especies. Además, los rumiantes emiten metano, que es un potente gas de efecto invernadero, lo que intensifica aún más el cambio climático. Por lo tanto, los productos cárnicos tienen los peores impactos ambientales. Hemos descubierto que el consumo directo de cereales integrales, legumbres, frutos secos, semillas y frutas y verduras son nutricionalmente los más eficientes y tienen el menor impacto medioambiental. Hemos aprendido esto de los análisis del ciclo de vida que dan cuenta de todas las entradas y salidas en la producción de alimentos específicos. Cada individuo debe ahora elegir alimentos que apoyen su propia salud, la salud de su familia y la de nuestro planeta. Tenemos pruebas sólidas de que esto se puede lograr adoptando dietas basadas en gran parte en plantas, que se basan en tradiciones alimentarias de todo el mundo que se desarrollaron durante miles de años.

¿Cómo ayuda la adopción de una dieta a base de plantas a alimentar a una población mundial en crecimiento?
Es mucho más eficiente comer plantas directamente que alimentar a los animales y luego comerlos. En nuestros análisis, encontramos que para la comunidad global, podríamos producir de manera sostenible alrededor de dos porciones de alimentos de origen animal por día, una de los cuales es lácteos y la otra es una combinación flexible de carne roja (aprox. una vez por semana), aves y pescado (dos veces por semana) y huevos. Si la cantidad de lácteos o carne aumentara mucho más allá de estos números, esto simplemente no sería ambientalmente sostenible, y la degradación ecológica involucrada amenazaría la producción mundial de alimentos.

¿Es una dieta a base de plantas nutricionalmente adecuada?
Casi todos los nutrientes de la carne se pueden obtener comiendo plantas ricas en nutrientes. Una excepción es la vitamina B-12: si alguien come poca o nada de carne o productos lácteos, es esencial tomar un suplemento. Sin embargo, es importante destacar que la carne, especialmente la carne roja, viene con grasas saturadas, colesterol y otros componentes que aumentan el riesgo de enfermedad cardiovascular: reemplazar la carne roja con proteína vegetal reduce el colesterol malo. En estudios a largo plazo, esto predice tasas más bajas de enfermedad cardíaca.

¿Qué países se desempeñan bien en términos de una dieta saludable y sostenible? ¿Y dónde se encuentra la India?
Hemos clasificado a los países según la salubridad de sus dietas; esto está fuertemente correlacionado con la sostenibilidad porque estas dietas están más basadas en plantas. Los países del Mediterráneo se encuentran entre los mejores, especialmente Turquía e Israel, mientras que los países del sudeste asiático, incluidos Vietnam y Japón, también ocuparon un lugar destacado. Dicho esto, todos los países tienen mucho margen de mejora, ya que los mejores se ubicaron alrededor de 65 en una escala de 100; India obtuvo alrededor de 50, sus aspectos positivos provienen de los cereales integrales tradicionales y las legumbres y cantidades relativamente bajas de carne roja.

Sin embargo, con el aumento de la riqueza, tanto India como China están experimentando cambios dietéticos significativos. ¿Cuáles son las implicaciones de esto?
Ciertamente, en muchas partes de la India, las dietas tradicionales saludables y sostenibles están siendo desplazadas por más carne, almidones refinados y azúcar. Estos son parte de dietas industriales fuertemente promovidas que tienen efectos adversos sobre la salud individual y planetaria. La ingesta de carne roja de China ahora ha alcanzado los niveles de consumo en EEUU. Junto con los impactos ambientales, estos cambios están alimentando epidemias de obesidad y diabetes. Necesitamos revertir estas tendencias por razones de salud y sostenibilidad. China ha adoptado oficialmente una política para reducir el consumo de carnes rojas, ya que esto puede revertir el progreso logrado en salud y economía. Además, no es inevitable que el consumo de carne roja deba aumentar con los ingresos; ahora vemos que está disminuyendo en grupos más educados en los EEUU. A medida que la gente aprende sobre los beneficios de las dietas basadas en plantas. Casi todo el crecimiento reciente en el sector minorista de alimentos se ha producido en opciones basadas en plantas. Hoy en día, las personas también pueden incorporar alimentos saludables de todo el mundo en sus dietas; los alimentos de soja, por ejemplo, no formaban tradicionalmente parte de la dieta india, pero muchos platos a base de soja de toda Asia ofrecen opciones sabrosas y saludables.

¿Cuáles son sus recomendaciones para las naciones desarrolladas como EEUU, cuyas preferencias dietéticas han impactado el medio ambiente global?
EEUU debería reducir el consumo de carnes rojas, almidones refinados, azúcar, patatas y sal, y aumentar la ingesta de frutas, verduras, cereales integrales, legumbres, frutos secos y pescado. Una vez más, las personas con educación e ingresos superiores están mejorando sus dietas, pero las personas con ingresos y educación más bajos no pueden hacerlo. En general, las tasas de obesidad, diabetes, enfermedades cardiovasculares y cánceres relacionados con la obesidad están aumentando y la esperanza de vida está disminuyendo.

Dada la importancia de una dieta basada en plantas, ¿deberían los gobiernos intervenir para popularizar esto?
En todo el mundo, las políticas gubernamentales, como los subsidios, los impuestos, la investigación y el apoyo a la infraestructura, juegan un papel importante en la determinación de los alimentos que consumimos; desafortunadamente, estas políticas a menudo apoyan dietas que no son ni saludables ni sostenibles. Cada país debe garantizar la producción y el consumo de dietas saludables y sostenibles para todos; esta es una cuestión de justicia y de nuestro futuro colectivo.

Walter Willett es el investigador principal del segundo Nurses Health Study NHS2 o NHS II, una recopilación de estudios sobre la salud de las mujeres mayores y sus factores de riesgo de enfermedades crónicas importantes. Ha publicado más de 1.500 artículos científicos sobre diversos aspectos de la dieta y las enfermedades y es el segundo autor más citado en medicina clínica.

Willett es también conocido por su libro de 2001 Eat, Drink, and Be Healthy, que presenta información y recomendaciones nutricionales basadas en lo que entonces era el consenso de los científicos en nutrición. Su libro es crítico de muchos conceptos erróneos populares sobre la dieta y la nutrición, incluidas las ideas presentadas por las directrices de organizaciones estadounidenses como el USDA. Los medios de comunicación citan con frecuencia a Willett en artículos sobre nutrición.

Editorial Cultura Vegana
www.culturavegana.com

NOTAS BIBLIOGRÁFICAS

1- amazon.com, «Eat, Drink, and Be Healthy», Walter Willett, Editorial FREE PR, edición reimpresa del 19 septiembre 2017. En esta edición revisada y actualizada del bestseller Eat, Drink, and Be Healthy, el Dr. Walter Willett, durante veinticinco años presidente del renombrado Departamento de Nutrición de Harvard TH Chan School of Public Health y profesor de medicina en la Harvard Medical School, se basa en investigaciones de vanguardia para explicar en qué se han equivocado las pautas del USDA y cómo se puede comer bien.

Existe una evidencia cada vez mayor que respalda los principios relativamente simples detrás de una alimentación saludable. Sin embargo, el público parece estar más confundido que nunca sobre qué comer. La promoción interminable de las dietas de celebridades y otras dietas de moda se interpone en el camino de elegir una dieta que sea saludable tanto para usted como para el planeta que todos compartimos.

Así que olvídese de las dietas populares y las tendencias alimentarias. Basado en información obtenida de las aclamadas Nurses Health Study y Health Professionals Study, que han rastreado la salud y los hábitos alimenticios de miles de mujeres y hombres durante más de treinta años, así como otras innovadoras investigaciones sobre nutrición, esta edición revisada y actualizada de Eat, Drink, and Be Healthy recomendaciones para comer sano y vivir mejor y más tiempo.

El Dr. Willett ofrece nuevas investigaciones reveladoras sobre la elección de alimentos con los mejores tipos de carbohidratos, grasas y proteínas, y la importancia relativa de varios grupos de alimentos y suplementos. Explica claramente por qué controlar el peso, después de no fumar, es el factor más importante para una vida larga y saludable; por qué comer algunos tipos de grasas es beneficioso, e incluso necesario, para una buena salud; cómo elegir sabiamente entre diferentes tipos de carbohidratos; cómo elegir los paquetes de proteína adecuados; y qué frutas y verduras, ¡no zumos!, combaten las enfermedades. El Dr. Willett también traduce esta información esencial en planes de menú sencillos y fáciles de seguir y recetas sabrosas. Revisada y actualizada, esta nueva edición de Eat, Drink, and Be Healthy es un recurso importante para todas las familias.

2- culturavegana.com, «El informe de EAT-Lancet para salvar el planeta», Editorial Cultura Vegana, Última edición: 6 febrero, 2019 | Publicación: 4 febrero, 2019


Comparte este post sobre Walter Willett en redes sociales

Valora este contenido...

(Votos: 0 Promedio: 0)

...y compártelo